Posteado por: alcubillas | julio 21, 2008

Proteste ya! Las fiestas de agosto mueren

Bueno es una forma de hablar, pero sí que es cierto que trás la brillante iniciativa de los representantes del pueblo en el Ayuntamiento de Alcubillas, de celebrar las fiestas un fin de semana posterior al habitual las fiestas se verán mermadas no sólo de gente sino de diversión.

El año pasado tuvimos que pasarlas enteritas donde Tinote, ( y no es que se estuviese mal eh? es que era un poco cansado estar siempre en el mismo sitio),  porque era el único bar que había (muy bien que les vendría por cierto) y de ahí a bailar o a los churros, pero para de contar.

Este año la cosa creo que irá por los mismos términos. Las fiestas se celebran los días 08, 09 y 10 y por ahora solo estará Tinote. Ni siquiera el saltamontes y su ‘marchita’ se van a dejar caer este año por el pueblo. Tal vez Boleto de señales de vida, quién sabe?

Por eso protesto ya! por la poca visión de nuestro ayuntamiento para intentar mejorar y resurgir de las cenizas en las que se encuentran sumidas desde hace muchos años las fiestas de agosto (como lo hiciera el Ave Fénix).


Responses

  1. Las fiestas -como concepto- no mueren ni moriran mientras haya uno que quiera hacer fiesta. Lo que observo en mi mismo y en los que me rodean es que las fiestas van muriendo “en nosotros mismos” conforme nos vamos haciendo mayores. La fiesta es la suma de ilusiones y éstas la edad las va eliminando. El niño tiene ilusión por los “caballitos”, el “saltamontes” o lo que sea. El joven tiene ilusión por “la marcha”, el “botellón”, las peñas o el campeonato de futbito o la gimkana. Las parejas jóvenes mantienen la ilusión de juntarse con los amigos, o de llevar a los niños a la fiesta, o de acompañar a sus padres-abuelos en sus “relaciones sociales”. Los que ya no estamos en ninguna de estas etapas la ilusión por las fiestas ya no existen, no hay una causa “real” que nos lleve hasta allí, van a ser “circunstancias puntuales” las que van a hacer que de alguna u otra manera participemos de ellas, participación que suele reducirse a hacer acto de presencia en el parque sentado en una mesa delante de un vaso y, si aguantas hasta última hora, ante un chocolate con churros. La vida es así. Dicen que mientras hay ilusión hay vida. Tal vez por eso nos hacemos viejos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: